Satisfacción con minúsculas y gran preocupación es la sensación que nos queda tras tener conocimiento a través de la prensa, de las declaraciones del miembro del PP alavés Iñaki Oyarzabal, en el sentido de que “Rioja Alavesa no se va a ver afectada por el paso del TAV”, todo ello en el seno de un debate promovido por ABRA.

Primeramente nos gustaría apuntar que las formas no fueron las adecuadas en tanto en cuanto lo deseable hubiera sido que fuera el propio ministro De la Serna quien comunicase dicha noticia y no un miembro del PP vasco, en la misma Rioja Alavesa, con una clara intención de aparecer como meritorios en la próxima carrera electoral.

A pesar de que con esta noticia el debate político pueda parecer definitivamente cerrado y de que la preocupación ciudadana se haya rebajado notablemente, la realidad es que sobre nuestra comarca sigue pendiendo como una amenaza la decisión de que el TAV transcurra por ella, no en vano uno de los dos trazados escogidos por el Ministerio de Fomento, el número 3, cruzaría por Labastida y Salinillas de Buradón, (destrozando Las Conchas de Haro) y pasando finalmente por Zambrana donde cruzaría hacia Miranda. Si esto es así ¿por qué la satisfacción de la mayoría de partidos políticos?,¿por qué no siguen luchando por evitar la ocupación de una parte de Rioja Alavesa por el TAV?.¿O es que Labastida es menos Rioja Alavesa que Elciego?¿o Salinillas que Villabuena?

Quisiéramos recordar a todas las riojanoalavesas que este trazado, el número 3, afectaría también y de manera muy importante a nuestros vecinos de tierras riojanas que aunque administrativamente dependan de La Rioja, son como nosotras parte de una comarca natural en la que hemos estado y estamos intrínsecamente unidos por lazos geográficos, económicos y sobre todo HUMANOS y NATURALES. No olvidemos además, que hemos hecho causa común en la solicitud a la UNESCO para que nuestro paisaje sea declarado Patrimonio de la Humanidad y esto es así porque el paisaje que compartimos desde hace miles de años no se puede dividir con una línea en un mapa, pero sí destrozar con una línea de tren que solo traerá inconvenientes y desgracias a la comarca.

No debemos por tanto, bajar la guardia, como ya hemos visto el futuro nos va en ello, y éste no puede depender de la decisión de un ministro, de un diputado (por muy general que este sea) o de una consejera, políticos todos ellos que viven y trabajan en y para las ciudades. No nos dejemos engañar. Y no olvidemos que ha sido la sociedad civil de Rioja Alavesa, donde se sitúa la Mesa de Leza junto a otras asociaciones y colectivos, más allá de protagonismos y la búsqueda de la fotografía de algunos representantes políticos, la que con su constancia y con su lucha han logrado que se haya descartado definitivamente el trazado número 4 del TAV por Rioja Alavesa.

Finalmente nos gustaría enviar un caluroso abrazo y nuestra solidaridad a las compañeras y compañeros de La Llanada y de Valles Alaveses que en estos momentos se encuentran luchando por evitar, como en Rioja alavesa, que las vías del TAV atraviesen sus territorios destrozando sus preciosos y milenarios paisajes naturales para siempre.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies